Inicio Empresa y emprendimiento Cómo hacer un plan de negocios

Cómo hacer un plan de negocios

292
Hombre trajeado con gráfico de venta en una pantalla

El plan de negocio de un emprendedor es su tarjeta de presentación. En un documento por escrito debe incluir aspectos como: los objetivos de la empresa, es decir, los productos o servicios que se ofrecen, las estrategias para alcanzarlos, quién es la competencia que hay en el mercado, la inversión que se requiere para llevar a cabo el negocio y las soluciones para resolver posibles problemas futuros.

¿Cómo ha de ser el texto del plan de empresa?Claro, conciso,  sencillo, pero con contenido creativo. Tiene que estar bien redactado y que sea convincente. Es importante tener presente que con el diseño de este documento queremos llamar la atención de quien lo vaya a leer. Hay que despertar unas expectativas de que el negocio va a ser rentable.

¿Cómo podemos darle forma a nuestra idea de negocio?

Pasos a seguir en un plan de negocio

Para que el proyecto quede plasmado en papel, hay que seguir unos pasos sencillos que os describimos a continuación y que son imprescindibles para la ejecución correcta de un plan de negocios.

Marcar Objetivos

Lo primero es describir el producto o servicio que se quiere ofrecer. En este apartado hay que incluir el nombre del negocio, el tipo de empresa y su ubicación, así como una descripción de las ventajas competitivas del negocio.

Estudio de mercado

Nuestro objetivo es satisfacer las necesidades y demandas de una parte del mercado. Por ello hay que realizar un análisis previo de la industria y el mercado en el que se desarrollará nuestra empresa. Es importante conocer el comportamiento del sector al que pertenecemos. Y ¿cómo lo haremos? Gracias al análisis FODA podremos conocer las fortalezas y debilidades de nuestra empresa, las tendencias del mercado y nuestros clientes potenciales. Incluye distintas variables que no hay que olvidar:

Grágico de tablas de trabajo y ordenador
  • Fortalezas: Son las que hacen única a la empresa y se diferencia del resto  de sus competidores.
  • Oportunidades: El empresario debe conocer qué demanda el mercado y cómo puede satisfacer esas necesidades.
  • Debilidades: Sé sincero y busca los defectos de tu producto o servicio.
  • Amenazas: si conoces bien tu nicho de mercado, podrás conocer a tu competencia y adelantarte a ellos.

Perfil de tu público. Hazte estas preguntas porque cuanta más información tengas, mejor para tu negocio. ¿Quién te compra, son hombres, mujeres, qué edades tienes, cuáles son sus hábitos de consumo…?

Como ves, desarrollar un plan de negocios es menos complicado de lo que pensabas. Sólo tienes que centrarte en tus ideas y llevarlo a la práctica. ¿Estás preparado?